La Web 2.0 ha muerto (larga vida a la web 2.0)

No se asusten, la web en la que nos movemos en estos momentos sigue siendo colaborativa, social, de una gran abertura conceptual, útil y dinámica, como decíamos hace algunas semanas, tan sensible a las necesidades de las personas que parece tener vida propia.

Lo que ha muerto es el término web 2.0. De tanto usarlo, hace tiempo que empezó a carecer de significado. Dicen que una mentira repetida mil veces acaba convirtiéndose en una verdad. Yo añadiría que una verdad repetida mil veces acaba vaciándose de significado. Y si no, hagan la prueba. Elijan una palabra cuya sonoridad les guste especialmente, repítanla en voz alta una y otra vez, una y otra vez, así hasta que se den cuenta de que la palabra se ha convertido en un sonido que, en su mente, es un continente sin contenido.

 

 

Algo parecido ha sucedido con web 2.0. Si bien en España no estamos notando de una forma pronunciada su devaluación como término, en EE.UU (concretamente en Silicon Valley, donde se congregan la mayor parte de empresas de tecnología norteamericanas), el uso de las palabras web 2.0 se asocia con la carencia de ideas, con una petición a la desesperada para que Google compre tu negocio. Tanto es así que los chistes sobre el tema son algo de lo más habitual. Hace meses que Alex P. lanzó, en clave de humor ácido, su Generador de Logos para la Web 2.0, con el que cualquier compañía puede actualizar, no sólo su imagen corporativa, sino también su visión y filosofía, a la tendencia que manda en la Red. En el mismo sentido apareció, también hace meses, un grupo de Flickr donde los usuarios aportaban sus propuestas de actualización 2.0 para logos de empresas famosas, todo por darle un toque de humor a un asunto que de tan manido empezaba a olar mal.

Tampoco es cuestión de ser tremendistas. Es necesario explicar, como decía al principio del post, que la tendencia es obviar el uso del término web 2.0, pero ello no quiere decir que la evolución de la web que tanto provecho está reportando se haya parado en seco. También es necesario romper una lanza en favor de su uso, puesto que como defiende el sector de usuarios más pragmático: ¿para qué acabar con un término que es neceario para describir un concepto?.

RSS
Follow by Email
Facebook
YouTube
LinkedIn

Deja un comentario